Los nuevos consumidores exigen mayor compromiso social y ambiental a las empresas

Businessman-on-EarthLa Fundación Adecco acaba de publicar su informe anual “El ciudadano y la RSE”. El estudio, realizado sobre una muestra de 600 personas, revela datos importantes sobre el compromiso social y medioambiental  que los ciudadanos demandan a las empresas y cómo la existencia o ausencia de éste influye en sus decisiones de compra así como en la imagen de marca.

Entre las principales conclusiones, se constata el crecimiento del consumidor crítico impulsado por los menores de 40 años, lo que anticipa que esta tendencia continuará al alza y que por tanto las empresas tendrán que adaptarse a esa mayor exigencia de responsabilidad con su entorno. De momento, el 63% de los encuestados penaliza a las empresas que percibe como no responsables. Bien deja de adquirir un producto o servicio  si percibe que la empresa no se comporta adecuadamente (50%), o bien, comparte sus opiniones negativas en las redes sociales (13%), en detrimento de la reputación de la marca.

Es  la nueva generación de consumidores, los que tienen entre los 18 y 35 años, la más exigente con las marcas. Un 70% sanciona a las marcas poco éticas. Los “millennials”, a los que muchas veces se les acusa de indiferentes, son más críticos con las marcas que las generaciones anteriores,  proclives a la fidelidad o rutina de compra.

Destacar asimismo que el 96% de los encuestados considera que las empresas tienen la misma responsabilidad que el Gobierno a la hora de dar respuesta a retos actuales, como el  desempleo, la desigualdad social, la sostenibilidad medioambiental o la  corrupción. Y casi la mitad (el 44%) opina que la compañía para la que trabaja no es una empresa socialmente responsable. Aquí las empresas tienen otro campo de trabajo importante, pues no hay mejor embajador de marca que un empleado satisfecho.

 

 

Anuncios

Desatender la comunicación resta competitividad a las pymes

tvcrewOak Power Comunicación ha realizado un estudio sobre la valoración que los empresarios de las pequeñas y medianas empresas españolas hacen de la comunicación y el marketing. Entre las principales conclusiones del análisis destaca que más de la mitad, el 55%, no dispone de un departamento propio para realizar estas funciones. Y no lo tienen por dos razones: falta de presupuesto (para el 29%) y considerar que no es necesario (24%). En claro contraste con la tónica general, las startups y empresas de nueva creación sí dan mucha más relevancia a la comunicación. Prácticamente todas cuentan con un área a tal fin y una amplia mayoría (65%) está integrada por más de un profesional, en su intento de crecer a medio y largo plazo y mantenerse en el mercado.

Ya hemos hablado en este blog de los beneficios que aporta una adecuada estrategia de comunicación a las pymes, entre ellas  valor de marca, reputación, la confianza del consumidor o la diferenciación de la competencia en un mercado globalizado.  La comunicación corporativa, bien gestionada, proporciona a la pyme un considerable retornoAsí lo entienden en mayor medida, según el informe, las empresas de los sectores Cultura y Espectáculos, Turismo y Hostelería y Automoción.

Sin embargo, el 67% de las 300 pymes encuestadas asegura que no gestiona la relación con los medios de manera profesional y organizada. Una debilidad que, como bien señala  la responsable del estudio, María Asenjo, “sigue restándoles competitividad como demuestra que el 67% asegura haber tenido un desencuentro con los medios en alguna ocasión”.

En cuanto a la comunicación en redes sociales, la presencia de las pymes aumenta lentamente pues solo el 54% está presente en ellas. Los motivos para no hacerlo son el coste que supone (31%), la falta de necesidad (21%), el esfuerzo que requiere su actualización (19%), y por último el peligro para la actividad que se desarrolla (17%).

Fuente: EFE Emprende

Ética y transparencia, principales atributos de la empresa responsable según los ciudadanos

Podemos ver el vaso medio lleno o medio vacío. Lo que es cierto es que el colectivo formado por consumidores críticos sigue creciendo. El ciudadano quiere empresas responsables que le proporcionen productos y servicios que causen el menor impacto social y medioambiental. Las marcas tienen ante sí el importante reto de comunicar su desempeño y esfuerzo en línea a las nuevas demandas de un cliente selectivo, que valora este comportamiento antes de adquirir un producto o contratar un servicio.

El informe “El ciudadano y la RSE”, que por quinto año consecutivo ha elaborado la Fundación Adecco, señala que el 49% de los ciudadanos se muestra selectivo a la hora de consumir, e incorpora criterios de responsabilidad en sus decisiones de compra, como el respeto a los derechos humanos o al medio ambiente. En el estudio anterior la cifra era dos puntos menor.

En cuanto a los requisitos que debe cumplir una empresa para que el público la considere como responsable, tres atributos sobresalen respecto al resto: Ética (58% de los encuestados), Transparencia (56%) y Diversidad (45%), refiriéndose esta última  a culturas corporativas en las que primen los procesos de selección por competencias: aquéllos que no discriminan por factores como la edad, el sexo o el hecho de tener un certificado de discapacidad.

Por cierto, aunque los ciudadanos interiorizan pautas responsables y piden que las empresas también lo hagan, el 65% desconoce el significado de la RSE.

 

Los contenidos y la relación con los medios, retos de los departamentos de comunicación

tendencias_comunicacion_corporativa_infografia_AxiCom y prnoticias acaban de publicar el estudio “Nuevos Retos y Oportunidades de los Departamentos de Comunicación en España”, que analiza los principales retos que encaran los departamentos de comunicación en España. El informe, realizado a partir de encuestas a profesionales de la comunicación, destaca tres objetivos prioritarios:

– Diseño de una estrategia de comunicación óptima para la empresa (57%)

– Capacidad de creación de contenidos (41%)

– La gestión eficaz de los canales sociales y la relación con bloggers influencers y periodistas (39%)

En cuanto a las tendencias en los departamentos de comunicación para los próximos años, el 57% de los dircom consultados apuntan al storytelling, seguido de la comunicación viral, el periodismo de marca.

Otra de las conclusiones importantes que arroja el estudio, es el valor que tienen las apariciones en espacios de terceros (como medios de comunicación) y la progresiva relevancia de los soportes online a la hora de enfocar las acciones de comunicación.

Más información: prnoticias

Comunicación responsable: de la RSC a la percepción

Tan importante o más que hacer las cosas bien es que los clientes perciban esa excelencia. Este mensaje lo tienen cada vez más claro los directivos de las grandes empresas. En el Foro Mundial de la Comunicación, recién celebrado en Madrid se ha vuelto a poner de relieve la importancia de la RSC para la empresa actual, cuya supervivencia, pocos son ya los que dudan, va ligada precisamente a su compromiso con la sostenibilidad.

Pero gestionar un negocio de forma responsable, teniendo en cuenta las expectativas de  los grupos de interés, no es suficiente. Es necesario transformar ese buen hacer en valor para la empresa en forma de reputación.  Y para ello la mejor herramienta es la comunicación. Lo explica muy bien uno de los intervinientes en este foro de primer nivel, Fernando Prado, director de Reputacion Institute: “La responsabilidad social es realidad de la empresa, mientras que la reputación son percepciones. Y para eso hay una herramienta básica que es la comunicación. Las empresas y los estudios a nivel mundial demuestran que las empresas invierten muchísimo en demostrar que son responsables y que hacen las cosas bien, y sin embargo no se les reconoce por parte del gran público. Este gap se produce porque hay una especie de rubor acerca de lo que se debe comunicar en estos términos. Entramos en la frágil línea entre el greenwashing y la comunicación responsable de lo que se hace. Nosotros abogamos porque hace falta comunicar las buenas acciones de las empresas, porque sino al final no es sostenible esa inversión“.

En este blog ya hemos señalado la legitimidad de la empresa para comunicar, de forma honesta y responsable, su desempeño para influir positivamente en su entorno. Si no lo hace estaría desaprovechando una oportunidad de generar un recurso intangible tan valioso como es la reputación, la percepción que tiene su público. Algo nada desdeñable en unos tiempos en los que, como recuerda Ángel Alloza, CEO de Corporate Excellence,el 80% del valor de las compañías reside en sus activos y recursos intangibles” .

Fuente: PR Noticias

El clipping, también para pymes

2289press_clippingEntre todo ese incesante flujo informativo que a diario “riega” tanto los  medios de comunicación tradicionales como las diferentes redes sociales, hay algunos aspectos relevantes para nuestra empresa, bien porque hablan directamente sobre ella, están relacionados con su sector o porque se refieren a la competencia.  El clipping o resumen de prensa recoge esa información publicada relevante para nuestra marca. En un principio consistía en un dossier elaborado con recortes de prensa, que después se extendió a  la radio y la televisión. Hoy en día, se realiza en formato electrónico, y dada la relevancia que ha adquirido la comunicación en Internet, es fundamental además  averiguar qué se dice de nosotros y de nuestro entorno en blogs y redes sociales.

Los departamentos de comunicación  o agencias especializadas se encargan de realizar esta labor a diario en las grandes empresas. Un servicio que puede resultar costoso a una compañía de menor tamaño, como las pymes y micropymes. Sin embargo, para cualquier organización, independientemente de su dimensión, es de vital importancia conocer la opinión que sobre sus productos tiene el público, y poder así tomar las decisiones más adecuadas.  Además, teniendo en cuenta el entorno cambiante en el que vivimos, resulta asimismo fundamental estar al corriente de lo que sucede en su ámbito de actividad.

Por ello, en Responsablemente prestamos un servicio de clipping adaptado a las necesidades de la empresa, que le permitirá saber su posicionamiento en esta sociedad de la comunicación global e hiperconectada en la que está operando, el feed back del público, y lo que está ocurriendo a su alrededor.

Curación de contenidos, recomendable para empresas del siglo XXI

infoxicación content curationEn este blog hemos hablado ya de una de las tendencias de la comunicación como es el Brand Journalism o Periodismo de Marca.  En esta ocasión queremos dar unas pinceladas de otra más, también, como no, de origen anglosajón: el content curation o curación de contenidos, en su traducción al castellano  (aunque lo de curación nos suene más a jamón u otras delicias de nuestra gastronomía).

Esta técnica consiste en buscar, encontrar y seleccionar los contenidos e informaciones relevantes para el usuario, como puede ser una empresa o su público. Dicho más llanamente: separar el grano de la paja dentro del bombardeo de información al que estamos sometidos día a día. Lo que antes de la Comunicación 2.0. solamente tenían la facultad de hacer los redactores jefes de los medios de comunicación.

La curación de contenidos surge para dar respuesta  a la “infoxicación o la saturación de información en Internet, donde cada minuto se publican casi 100.00 tuits, se cuelgan 6.600 imágenes en Flickr, se publican más de 1.500 entradas en blogs y se suben a YouTube el equivalente de 25 horas de vídeo. De todo ese torrente de datos, ¿cuáles aportan valor para mi empresa? La misión del content curator será entonces filtrar las pepitas de oro que permitan a sus directivos tomar las mejores decisiones en el momento adecuado.

Y esa búsqueda de información pertinente, al contrario que otras tareas de la comunicación online, no se pueden automatizar. La debe hacer una persona, un experto en el área en el que se mueve, que tenga criterio para seleccionar la información apropiada. Una labor que el content curator ha de realizar constantemente para ser una fuente de garantías en su campo. El content curator sería la persona que escoge el mejor contenido de la red para luego comunicarlo desde la empresa aportando valor para la misma.

La curación de contenidos, fruto resultante de una nueva cultura global de creación y consumo de información, es un servicio que, para empresas relacionadas con el desarrollo sostenible, proporcionamos desde Responsablemente.